¿Queremos coches de hidrógeno?

A menudo me siguen preguntando la eterna cuestión, que es por qué creo que apostar por los coches de hidrógeno en la actualidad es la mejor opción. Pues bien, para todos aquellos que todavía tienen dudas sobre qué razones les pueden llevar a hacerse con uno de estos coches, hablemos de ventajas. Porque, si digo la verdad, aunque en España ahora mismo no tengamos las infraestructuras necesarias, en el resto del mundo, o más bien en algunos países, los coches de hidrógeno son más que rentables.

Por una parte, y como gran argumento para muchos, está el precio del combustible; no es posible pensar que el precio de la gasolina no va a subir, y que podremos seguir sacando muchísimo partido a cada litro de gasolina. Por si esto no es un argumento suficiente, y teniendo en cuenta que la mayoría de los coches de hidrógeno (que lo usan como combustible) no son tan caros, pensemos que a largo plazo nos podemos llegar a ahorrar muchísimo dinero, con un coste medio de 40€ de media por un depósito grande lleno. Además de esto, avanzamos en un coche de cero emisiones, de cero ruidos y, sobre todo, tremendamente seguro.

Pero creo que lo más importante es el hecho de sentir que estamos protegiendo al medio ambiente y a las futuras generaciones con una actitud de respeto por el planeta. Cada cual que decida, pero yo lo veo razón suficiente.

¿Aún no está suscrito al blog?

Suscríbase a nuestro feed y recibe las publicaciones en tu email gratis:

ESCRIBE UN COMENTARIO