Almacenamiento de hidrógeno a temperatura ambiente

Hidrogeno 220

El almacenaje del hidrógeno siempre ha sido el problema más importante al que se han enfrentado los fabricantes de coches. El hidrógeno es de muy baja densidad y se mantiene líquido a 252 grados centígrados bajo cero, de modo que es difícil almacenarlo en recipientes convencionales como depósitos a presión.

Un equipo de investigación de la universidad de Bath ha descubierto un nuevo material cuando investigaban los efectos del hidrógeno sobre los metales, tras fabricar un compuesto organometálico de seis átomos de rodio (un metal que se utiliza en los catalizadores de los coches) y 12 de hidrógeno.

Este nuevo material permite almacenar el hidrógeno a temperatura ambiente. El posible futuro depósito se podría instalar junto a otro de hidruro metálico que se activaría en cuanto el conductor de un vehículo pisara el acelerador, dando tiempo a que el depósito principal se calentara hasta 300 grados C, la temperatura a la que funcionan los motores de gasolina.

La nanotecnología permitirá mejorar los depósitos de almacenaje de combustible para nuestros coches, los hará más seguros y baratos.

 

El almacenaje del hidrógeno siempre ha sido el problema más importante al que se han enfrentado los fabricantes de coches. El hidrógeno es de muy baja densidad y se mantiene líquido a 252 grados centígrados bajo cero, de modo que es difícil almacenarlo en recipientes convencionales como depósitos a presión.

Un equipo de investigación de la universidad de Bath ha descubierto un nuevo material cuando investigaban los efectos del hidrógeno sobre los metales, tras fabricar un compuesto organometálico de seis átomos de rodio (un metal que se utiliza en los catalizadores de los coches) y 12 de hidrógeno.

Este nuevo material permite almacenar el hidrógeno a temperatura ambiente. El posible futuro depósito se podría instalar junto a otro de hidruro metálico que se activaría en cuanto el conductor de un vehículo pisara el acelerador, dando tiempo a que el depósito principal se calentara hasta 300 grados C, la temperatura a la que funcionan los motores de gasolina.

La nanotecnología permitirá mejorar los depósitos de almacenaje de combustible para nuestros coches, los hará más seguros y baratos.

 

" data-pin-do="buttonPin" data-pin-config="above">

¿Aún no está suscrito al blog?

Suscríbase a nuestro feed y recibe las publicaciones en tu email gratis: