Audi, baterías superiores de hidrógeno

Conseguir abrirse paso en un mercado tan complejo como el de los vehículos ecológicos no es tarea fácil, pero en Audi tienen claro que la mejor forma de conseguirlo es atacando con rapidez, y lanzando propuestas innovadoras y tecnológicamente más avanzadas, sin lugar a dudas una de las señas  de la casa.

Así las cosas, han hecho público que están trabajando muy seriamente en la tecnología del hidrógeno, alternativa mucho más viable en otros países que en España, y que puede dar el golpe sobre la mesa en 2014 o 2015, años en los que se prevé la expansión definitiva del hidrógeno. La táctica básica pasará por la producción de baterías de hidrógeno que tengan una amplia autonomía, y que permitan al usuario reducir al mínimo indispensable la cantidad de cargas que deberá realizar entre uso y eso. Además de esto, se está barajando también las posibilidades del hidrógeno como combustible directo, aunque esto parece más complicado y, sobre todo, menos rentable hoy por hoy desde el punto de vista económico, pieza clave que no acaba de encajar en este rompecabezas que es el comercializar coches de hidrógeno.

Desde luego, los alemanes tienen mucho que decir en el proceso, ya que son probablemente uno de los países mejor preparados para procesar los coches de hidrógeno, sólo igualados por Estados Unidos y, tal vez, Francia; en España, como siempre, aún estamos dando los primeros pasos, y nos queda un largo recorrido, por lo que de momento habremos de centrarnos en los coches eléctricos.

¿Aún no está suscrito al blog?

Suscríbase a nuestro feed y recibe las publicaciones en tu email gratis:

ESCRIBE UN COMENTARIO