Batalla por las primas: Alemania contra España

Un informe que hacían público recientemente desde las altas esferas de la UE vuelve a poner en tela de juicio la gestión que en nuestro país se está haciendo en materia de energías renovables. Nos han dado, como suele decirse, una de cal y una de arena, al hablar de que nosotros y los germanos somos las naciones que más fondos destinamos a primas y subvenciones para las energías renovables, pero los españoles estamos casi a la cola a la hora de sacarle rentabilidad, mientras que Alemania nos gana por goleada en productividad.

Algo tiene que estar siendo la causa de tal despropósito, porque no puede ser 4772 millones de euros después (repartidos durante los últimos años a modo de subvenciones y primas), sigamos estando en una situación tan desventajosa. Posiblemente la clave del asunto se encuentre en el hecho de que, mientras el Gobierno de España sólo respalda los proyectos cuando éstos comienzan, en Alemania se ofrece menos cantidad a las nuevas infraestructuras relacionadas con las energías renovables, pero se mantiene durante mucho más tiempo, lo que permite a los inversores no arruinarse y perder no sólo su dinero, sino el que el propio Estado puso en nombre de todos los ciudadanos.

La verdad es que me pregunto cuánto de ese dinero, que no se llora porque se destina a algo respetuoso con el medio ambiente y bueno para todos, se habrá perdido de forma innecesaria. Y cuántas otras cosas podrían haberse hecho para el bien de todos los españoles, que pusimos el dinero, pero que no vemos la rentabilidad.

¿Aún no está suscrito al blog?

Suscríbase a nuestro feed y recibe las publicaciones en tu email gratis:

ESCRIBE UN COMENTARIO