El carbón y las energías renovables

carbon[1]La CNE acaba de convocar hoy una reunión extraordinaria, en la que se plantearon los serios problemas que atraviesa el sector de producción de carbón en nuestro país.

Según comentaban, el principal problema viene dado porque el gobierno se ha cruzado de brazos ante la caída del sector, mientras que hace grandes esfuerzos por sacar adelante todo lo relacionado con las energías renovables. Bajo su punto de vista, es necesario que desde la Administración se lance un plan semejante al que ya se hizo con las energías “verdes”, y se ponga sobre la mesa de una vez por todas el famoso Plan del Carbón, que por lo de pronto no parece estar dando demasiados resultados.

Así las cosas, parece que lo único realmente importante de esta cuestión es que, de desaparecer las minas de carbón, muchos trabajadores en nuestro país perderían su empleo… su preocupación, claro, es muy comprensible. Y sin embargo, yo creo que es necesario el cese total de la actividad del carbón, por la sencilla razón de que es una de las fuentes más contaminantes a la que podemos recurrir, por muy potente que sea y mucho que produzca, y en pleno siglo XXI, y pretendiendo ser una de las primeras naciones en el tema de las energías renovables, no podemos andarnos todavía con este tipo de cuestiones.

¿Qué se puede hacer? Pues es bastante sencillo: creo que el gobierno debería dedicar los fondos precisos a formar a los trabajadores del sector del carbón que estén en peligro de perder su puesto, y de esta manera asegurarse de evitar la destrucción de empleo; además, así seguiríamos contribuyendo a la preeminencia del sector de las renovables y dejaríamos atrás al carbón ya que, después de todo, es un sector abocado a la desaparición.

¿Aún no está suscrito al blog?

Suscríbase a nuestro feed y recibe las publicaciones en tu email gratis:

ESCRIBE UN COMENTARIO