Greenpeace pierde el norte

Greenpeace Logo 300x206La organización ecologista Greenpeace ha protagonizado un espectáculo que, a mi modo de ver las cosas, es cuando menos bochornoso. Y es que han entrado en la central nuclear de Cofrentes por la fuerza, dejando como resultado de sus actos un vigilante de seguridad herido leve, en un esfuerzo por lograr tener éxito en sus campañas, que siempre han contado con el apoyo popular porque denuncian cuestiones importantes, que a todos nos preocupan.

Creo que nadie puede estar de acuerdo con lo que ha sucedido en Cofrentes. A pesar de que estamos de acuerdo en que la energía nuclear no es la mejor alternativa para el futuro de la humanidad y sobre todo del medio ambiente, me parece que desde Greenpeace han perdido el norte, y no han sabido gestionar bien el potencial de sus estrategias de protesta. Porque lo que podría haber terminado en un acto memorable, que viniese a sumarse a todos esos que siempre hemos presenciado con una mezcla de compromiso y regocijo personal, ahora son catalogados de desmane por la mayoría de la sociedad española, especialmente por Miguel Sebastián, que también ha lamentado el curso de los acontecimientos.

Esperemos que en futuras actuaciones estos ecologistas tengan estos hechos en cuenta, y a ver si no tenemos que volver a ver cómo por un acto equivocado, en España siguen perdiendo fuerza las asociaciones por el medio ambiente. Porque, la verdad, cada vez son más escasas.

¿Aún no está suscrito al blog?

Suscríbase a nuestro feed y recibe las publicaciones en tu email gratis:

ESCRIBE UN COMENTARIO