Las baterías de hidrógeno para móviles ya son una realidad

MOTOSLVR L7

La empresa Angstrom, de la cual hablamos hace unos días por su linterna de hidrógeno A2, ha integrado junto con Motorola un prototipo de móvil alimentado por hidrógeno en fase beta. Han utilizado para las pruebas el modelo MOTOSLVR L7.

La adaptación a este tipo de célula de combustible no ha modificado la estructura externa del MOTOSLVR L7, tiene las mismas dimensiones que con una batería convencional de litio. Las células de hidrógeno duran el doble que las de litio y se recargan en sólo 10 minutos gracias a su tecnología Mycro Hydrogen. Las pruebas realizadas con el prototipo doblaban los tiempos de conversación respecto al modelo normal.

Micro HydrogenAngstrom está colaborando con varios fabricantes de móviles, fabricantes de baterías y de pequeños dispositivos electrónicos, para la integración de su sistema de célula de hidrógeno en sus dispositivos. Ha superado varios trámites necesarios para poder llevar esta tecnología al gran público, uno de ellos es el permiso de la Organización internacional de aviación civil, que ha modificado su normativa para que los usuarios puedan llevar sus dispositivos alimentados con célula de hidrógeno en vuelos comerciales a partir de enero de 2009. Como sabéis no está permitido llevar ciertos líquidos en los vuelos. Este problema también se presentó cuando aparecieron algunos dispositivos como cámaras de fotos o reproductores MP3 alimentados con etanol. En Canadá ya está permitido el hidrógeno en los vuelos (se rige por otra normativa) y los productos de Angstrom ya han realizado más de 60 vuelos comerciales.

Durante años el gran problema de las baterías de los pequeños dispositivos ha sido su gran tamaño y peso y la poca autonomía que proporcionan, cada vez se fabrican móviles, reproductores de vídeo y audio más potentes y que requieren más energía para funcionar. Mientras los dispositivos avanzan de forma espectacular año tras año, las baterías permanecen estancadas con muy pocas mejoras sobre los modelos anteriores.

Quizá la adopción de este tipo de células de hidrógeno marque un hito en cuanto a almacenamiento de energía para estos aparatos. El doble de autonomía y tiempos de carga de 10 minutos suponen un gran avance. El interés que ha despertado esta tecnología entre los principales fabricantes hace que los expertos calculen una demanda de 1 billón de unidades en 2010.

¿Aún no está suscrito al blog?

Suscríbase a nuestro feed y recibe las publicaciones en tu email gratis:

ESCRIBE UN COMENTARIO