Los híbridos, esos grandes olvidados

A menudo se habla mucho sobre el constante enfrentamiento que existe entre los coches de hidrógeno y los coches eléctricos pero… ¿hay alguna alternativa viable más que pueda considerarse interesante? ¿Podemos apostar por alguna otra tecnología que tenga opciones dentro de los grandes avances que las tecnologías están teniendo? Cada vez va quedando más claro que la respuesta debería ser un sí rotundo.

Y es que los coches híbridos, esos grandes olvidados que siempre están presentes en todo texto legal ofreciendo subvenciones, aunque sea en la letra pequeña, vienen pegando muy fuerte, y más que lo harán en los próximos años, gracias a que muchos Ejecutivos, así como la propia UE, han empezado a pensar que pueden ser una solución a medio plazo mientras se espera a que el hidrógeno alcance las cotas de desarrollo necesarias para entrar en el mercado a un precio razonable. Porque el vehículo híbrido tiene muchas ventajas: más autonomía, elevada eficiencia y, sobre todo, índices de emisiones de CO2 realmente reducidos, lo que sumado al hecho de que la mayor parte de los modelos utilizan tecnología de hidrógeno y eléctrica al mismo tiempo, parece que los convierte en este término medio que siempre conviene buscar.

Además de esto, muchas marcas (como KIA, Mercede – Benz o Toyota) están trabajando en nuevos modelos híbridos, lo que podría llevarnos a pensar que, en los próximos años, vamos a ver algunos lanzamientos de este tipo aprovechando el tirón que están teniendo gracias a su etiquetado de ecológicos y al mantenimiento de las prestaciones que tienen con respecto a los coches a los que estamos más acostumbrados.

¿Aún no está suscrito al blog?

Suscríbase a nuestro feed y recibe las publicaciones en tu email gratis:

ESCRIBE UN COMENTARIO